Saltar al contenido
Cruceros por San Petersburgo - Pullmantur

Cruceros por San Petersburgo

Navega hasta una de las ciudades con mayor belleza del mundo

Viaja a San Petersburgo, la segunda ciudad con mayor número de población de Rusia. Fue fundada en el siglo XVIII, concretamente en el año 1703, y además, durante más de doscientos años se convirtió en la sede de todas las funciones de la capital del Imperio ruso. Precisamente, se trata de una metrópolis que ha sabido afrontar de manera muy positiva el paso del tiempo y de aquella época aún se mantienen en pie gran parte de sus monumentos y construcciones más importantes, haciendo de ella una de las ciudades más espectaculares de Europa en lo que a patrimonio histórico y cultural se refiere.

En este sentido, el centro histórico de San Petersburgo acaparó rápidamente las miradas de la UNESCO, que reconoció su importancia turística mediante la designación de la ciudad y sus conjuntos monumentales anexos como Patrimonio de la Humanidad en el año 1990. Uno de los motivos que impulsó esta decisión fue la existencia en sus calles de una increíble fusión de estilos y órdenes en el conjunto total de su patrimonio arquitectónico, mezclando a la perfección el barroco, el neoclásico y las claras influencias del diseño ruso.

Además, San Petersburgo acapara también una amplia extensión de terreno, incluyendo un total de 101 islas que se ubican en la desembocadura del río Neva. Como lo han definido muchos de sus visitantes y habitantes locales, se trata de un auténtico museo de naturaleza al aire libre. Por ello, cuando viajes a este destino a bordo de tu crucero Pullmantur, comprobarás que se presenta como una ciudad atravesada de canales, puentes y esculturas, así como una urbe que cuenta con una amplia muestra de castillos, iglesias y palacios. Todo este conjunto te aportará rápidamente la sensación de que te encuentras en el interior de un entorno de esplendor, tradición y riqueza.

Conoce los rincones turísticos más importantes de San Petersburgo

A la hora de realizar turismo en San Petersburgo, uno de los primeros lugares que debes visitar es la arteria Prospiekt Nievski, considerada como la avenida principal de esta ciudad rusa. Presenta una longitud total de aproximadamente cinco kilómetros y cuenta con una particularidad, ya que está atravesada por tres curiosos ríos o canales, y a su vez, dispone de numerosas tiendas, bares y establecimientos de restauración. Según vayas avanzando por esta calle, tendrás la oportunidad de conocer algunos enclaves destacados, como por ejemplo, el palacio Stroganov, la iglesia luterana de San Pedro o la iglesia de la Resurrección.

Otra de las ubicaciones de gran interés en San Petersburgo es la Fortaleza de Pedro y Pablo, que se halla en la isla Zalachi. Fue construida entre los años 1703 y 1710 con el objetivo de refugiarse de las ofensivas y los reiterados ataques suecos. Además, en su extensión de terreno interior también se incluye la Casa del Ingeniero, la catedral de San Pedro y San Pablo, en la que están enterrados la mayoría de los zares rusos, la Casa de la Moneda y el baluarte Trubetskoi, que aún es considerada como uno de los centros penitenciarios más siniestros y enigmáticos de todo el periodo zarista.

Tampoco puedes pasar por alto otras importantes localizaciones de esta ciudad, como la plaza del Palacio, el Almirantazgo, que incluye la conocida columna de Alejandro, creada con granito rojo como material principal, y la catedral de San Isaac, que sobresale por su sorprendente cúpula recubierta de oro puro y por tener una capacidad total para alrededor de 13.000 personas. Además, también merece la pena visitar la plaza de las Artes, que alberga la Sala de la Filarmónica de San Petersburgo, y otros puntos turísticos muy interesantes, como el Teatro Malí, el Pequeño Teatro para Ópera y Ballet y la famosa estatua creada en torno a la figura pública de Pushkin.

Los ejemplos más representativos de la cultura de San Petersburgo

Uno de los recintos culturales más importantes de San Petersburgo es el Museo del Hermitage, reconocido como una de las galerías de arte de mayor prestigio en todo el planeta. Se encuentra ubicado en el interior del Palacio de Invierno y debido a su extensión y a la gran cantidad de obras que incluye, resulta bastante complicado recorrerlo detenidamente en tan solo un día. Tras sus muros, podrás entrar en contacto con diversas manifestaciones artísticas de relevancia mundial, con algunos de los mejores ejemplos pictóricos de Tiziano, Leonardo Da Vinci, Rafael o Caravaggio, entre otros muchos maestros del arte.

Otra de las pinacotecas más completas de Rusia es el Museo Estatal Ruso, dedicado en exclusiva a las muestras artísticas de este país. Se encuentra ubicado en el Palacio Mijáilovski y fue inaugurado en el año 1895 por Nicolás II, en memoria de su padre, el zar Alejandro III. Además, es el museo más grande de arte ruso de San Petersburgo y al mismo tiempo, uno de los más grandes del país. Y si además, deseas ampliar tu itinerario por otros espacios culturales, te recomendamos que te desplaces hasta el Museo Pushkin, que incluye objetos personales del famoso escritor, la Casa de Dostoyevski, en la que residió el gran artista ruso y el interesante Museo de Historia de la Literatura Rusa.

Junto a todas estas actividades, en San Petersburgo también podrás realizar diferentes excursiones Pullmantur. Entre todas ellas, destacan la visita a los canales de la ciudad y el palacio de Catalina, así como la posibilidad de disfrutar como espectador de una velada con el espectáculo del ballet ruso que ha conseguido encadiladar a miles de personas desde el siglo XVII. Además, en la periferia de la ciudad existen otros lugares que merecen una visita detallada: Pavlovsk, construido por Catalina la Grande para su hijo Pablo, y Peterhof, un palacio de cuento de hadas famoso por su Gran Cascada. Para llegar hasta ambos monumentos, tan solo tendrás que desplazarte durante treinta minutos desde el centro de San Petersburgo.

Cruceros destacados

X